25/2/17

Cómo preparar un jarabe para reducir el colesterol y desinflamar las articulaciones


Los efectos de este jarabe son acumulativos, por lo que deberemos tomarlo durante varios días para notar mejoría. No obstante, no debemos exceder la cantidad recomendada
La acumulación excesiva de colesterol en las arterias y los desequilibrios en los procesos inflamatorios del cuerpo son condiciones que afectan de forma significativa la calidad de vida.
El número de pacientes con trastornos como la hipercolesterolemia y la artritis reumatoide ha aumentado en los últimos años y, por desgracia, la cifra continuará subiendo.

Esto se debe a que cada vez hay más personas sedentarias y mal alimentadas que, pese a las advertencias, no hacen nada por mejorar sus hábitos.
Si bien en cada uno pueden desarrollarse de distintas formas, lo más preocupante es que se le suele restar importancia hasta que se convierte en un trastorno grave.
Debido a esto, es conveniente tomar medidas al respecto, adoptando costumbres saludables y consumiendo algunos remedios naturales que ayudan a prevenirlo y tratarlo.
En esta oportunidad queremos compartir la receta de un jarabe casero cuya combinación de ingredientes resulta beneficiosa para la salud cardiovascular y articular.
¡No dejes de probarlo!

Jarabe casero para reducir el colesterol y desinflamar las articulaciones

ajo-limon-miel
El jarabe natural que queremos propone en el siguiente espacio se obtiene a partir de la combinación de ingredientes saludables como lo son:
  • El ajo
  • El limón
  • La miel de abejas
Todos se caracterizan por su valor energético y antioxidante que le brindan una amplia variedad de beneficios al organismo.
Los compuestos azufrados del ajo tienen un efecto vasodilatador y depurativo que contribuye a limpiar las arterias para controlar problemas como la acumulación de colesterol malo (LDL) y la hipertensión.

Sus vitaminas y minerales promueven la circulación sanguínea. Así, optimizan el proceso de oxigenación celular y reducen los efectos negativos de los radicales libres.
También cuenta con un potente efecto antiinflamatorio que resulta beneficioso para los pacientes con dolencias en sus articulaciones.
Al incorporarse en la alimentación, en compañía de los otros ingredientes, fortalece los cartílagos y ligamentos, reduciendo el riesgo de desgaste prematuro o lesiones.
Calma los dolores articulares y musculares
De hecho, por su composición de sustancias antibióticas y antifúngicas, es un gran complemento para fortalecer el sistema inmunitario y aumentar la respuesta frente a los agentes infecciosos.
Además, tanto la miel de abejas como el limón y el ajo tienen un interesante efecto alcalino que contribuyen a regular el pH de la sangre para evitar la aparición de enfermedades crónicas.
Y aunque no se trata de una cura milagrosa contra el colesterol alto y las dolencias, su consumo diario apoya los demás esfuerzos que se realizan para mantenerlos bajo control.

¿Cómo preparar este jarabe casero contra el dolor y la inflamación?

jarabe-casero-ajo
Para preparar este jarabe casero debes adquirir ingredientes 100% orgánicos, dado que son los que conservan todas sus propiedades.
En el caso de la miel es muy importante verificar su calidad, ya que algunas presentaciones económicas están elaboradas con azúcares refinados y no cuentan con su maravilloso valor nutricional.
Teniendo esto en cuenta, lo siguiente es proceder a la elaboración del producto.
Visita este artículo: Un caldo dorado para combatir la inflamación y el dolor

Ingredientes

  • 1 taza de miel de abejas orgánica (335 g)
  • 12 dientes de ajo crudos
  • El jugo de 2 limones

Utensilios

  • Frasco de vidrio
  • Mortero
  • Cuchara de madera

Preparación

  • Esteriliza el frasco de vidrio hirviéndolo en agua y, cuando esté limpio, incorpórale la taza de miel de abejas.
  • Aparte, tritura los dientes de ajo en el mortero, o bien, pásalos a través de un elemento de prensado.
  • Tras obtener una pasta espesa, mézclalo con la miel con ayuda de la cuchara de madera.
  • A continuación, exprime el jugo de los dos limones y agrégalo en la mezcla de ajo con miel.
  • Tapa bien el frasco y déjalo reposar en un lugar oscuro y fresco durante 48 horas.
  • Pasado el tiempo recomendado, inicia su consumo.

Modo de consumo

  • Para el control de los niveles de colesterol, toma una cucharada de jarabe antes de cada comida principal.
  • En caso de dolor o inflamación de las articulaciones, consume una cucharada en ayunas y antes del almuerzo.
  • Como método preventivo, toma una cucharada en ayunas todos los días.
  • Si gustas, agrega el jarabe en media taza de agua tibia para facilitar su consumo.
  • Evita ingerir más de la cantidad recomendada porque puede ser contraproducente.
¿Lista para prepararlo en casa? Adquiere los ingredientes en tu lugar de confianza y aprovecha este maravilloso producto para promover el bienestar de tu cuerpo.
Si bien sus efectos no se obtienen al instante, con los días notarás un cambio positivo en tu salud.

23/2/17

Cómo obtener vitamina C sin consumir naranjas.

Aunque la naranja y otros cítricos sean los alimentos más conocidos para obtener vitamina C, hay otros que pueden aportarnos incluso más cantidad de este nutriente
Cuando pensamos en la vitamina C automáticamente se nos viene a la mente la imagen de una naranja (o varias).
Sin embargo este cítrico no es la única fuente que nos provee de este maravilloso nutriente.
¿Te gustaría saber de qué otra manera obtenerlo? En este artículo te lo contamos.

Qué es y para qué sirve la vitamina C

Se trata de un compuesto necesario para sintetizar el colágeno, contribuir al buen funcionamiento del sistema inmunitario y mejorar la salud de los glóbulos rojos.
Además, la vitamina C es importante en el proceso que metaboliza el hierro, en la biosíntesis de carnitina y en la transformación de dopamina en noradrenalina.
A su vez, es un antioxidante que beneficia al cerebro y a diferentes órganos, al contrarrestar los efectos nocivos de los radicales libres.
  • La ingesta recomendada de vitamina C al día es de 90 mg para los hombres y 75 mg en las mujeres.
  • En el caso de los fumadores precisan aumentar la dosis a 110 mg diarios ya que la nicotina reduce la capacidad de este nutriente en el organismo.
Si añadimos menos de 10 mg de esta vitamina podemos padecer escorbuto y si nos sobrepasamos (más de 500 mg por día) sufrir cálculos renales de oxalato.

Alimentos que aportan mucha Vitamina C

Una naranja mediana aporta aproximadamente 50 mg.
Si bien esta cifra puede parecer estupenda para nuestras necesidades cotidianas de Vitamina C (con una naranja y media o dos ya estaríamos completando la dosis requerida), existen otros alimentos que nos ofrecen todavía más de este nutriente:

1. Kakadu

Es una fruta de origen australiano que quizás no la consigas tan fácilmente en el mercado, pero sí en las tiendas que se dedican a la venta de productos exóticos.
Solo 100 gramos de kakadu aporta nada menos que 5000 mg de vitamina C, 100 veces más que una naranja.
Tiene forma de ciruela, pero de color verde, y se asemeja a las almendras por permanecer madura dentro de la planta.
Es antiinflamatoria, antioxidante, beneficiosa para la piel (se usa en muchos productos de belleza) y antibacteriana.

2. Acerola

Acerola
Tiene 1000 mg de vitamina C cada 100 gramos (20 veces más que nuestra amiga la naranja) y, a pesar de su pequeño tamaño similar al de la cereza, aporta muchos nutrientes.
  • Se consigue durante el otoño, su temporada de consumo.
  • La acerola se reproduce en lugares con clima tropical o subtropical y, aunque sea silvestre, es usada en varias recetas de Centroamérica (por ejemplo, en las Antillas o Puerto Rico).
  • De forma redondeada y color naranja rojizo, tiene un sabor ligeramente ácido.
  • Es baja en proteínas, pero rica en agua.

3. Camu camu

Este fruto de color rojizo y sabor ligeramente ácido procedente de la Amazonia peruana aporta 800 mg de Vitamina C.
Ayuda en la formación de colágeno, un nutriente responsable en la formación de los huesos, los vasos sanguíneos y la piel.
A su vez, el camu camu estimula las defensas naturales del organismo e interviene en la absorción de hierro.
Como si no fuese suficiente, es un potente antioxidante que reduce los efectos perjudiciales de los radicales libres y depura el hígado (eliminando toxinas y grasas acumuladas en este órgano).

4. Guayaba

Guayaba
Con 100 gramos de esta fruta tropical le daremos al cuerpo 228 mg de vitamina C. Con propiedades antisépticas y astringentes, la guayaba puede desde curar un dolor de muelas hasta mejorar la absorción del hierro.
Además la “goiaba” (como se conoce en su país de origen, Brasil) tiene la capacidad para exterminar los hongos y las bacterias en el organismo.
Esta deliciosa fruta aporta una cantidad considerable de ácido fólico o vitamina B, muy necesaria durante el embarazo.

4. Grosella negra

Nos ofrece 200 mg de Vitamina C por cada 100 gramos.
  • Esta baya pequeña y oscura es de origen euro-asiático y crece de manera silvestre en los bosques.
  • Durante la Segunda Guerra Mundial fue cultivada por el Gobierno Británico al no disponer de otras frutas que pudieran prevenir varias enfermedades (entre ellas, el escorbuto).
  • Las grosellas negras son ricas en flavonoides, y por ello son diuréticas y antiinflamatorias (tratan la artritis, la gota y la retención de líquidos).
  • Además mejoran la circulación sanguínea (se recomiendan en personas con arteriosclerosis, flebitis, varices o hemorroides).

5. Pimiento rojo

pimientos
Una porción de 100 gramos de este alimento nos proporciona 190 mg de vitamina C. Así, es un potente antioxidante y ayuda en la absorción adecuada del hierro.
  • Además, contiene otros nutrientes como la vitamina B6 y el magnesio (sirve para reducir la ansiedad y el síndrome premenstrual).
  • Al aportar antioxidantes y licopeno, el pimiento rojo aumentan las tasas metabólicas (ideal cuando queremos bajar de peso) y elimina a los radicales libres.
  • También previene enfermedades oculares, refuerza el sistema inmunitario y es un eficaz anticancerígeno.

6. Perejil

Con 160 mg de vitamina C por cada 100 gramos, esta hierba aromática muy usada en nuestros platillos no puede pasar desapercibida.
  • Tiene propiedades diuréticas y por ello se aconseja en personas con retención de líquidos o problemas renales.
  • El perejil controla la hipertensión, es un potente antioxidante y permite purificar los órganos vitales.
  • Aporta calcio, hierro y fósforo, ayuda en la digestión y reduce las fiebres intermitentes.
  • Además, fortalece el sistema inmunitario.

20/2/17

6 remedios para eliminar los talones agrietados

La constancia es fundamental a la hora de combatir los talones agrietados, ya que deberemos aplicar estos remedios a diario si queremos obtener resultados notables en poco tiempo

La sequedad en los talones y pies es algo con los que todos debemos lidiar si no tomamos las precauciones adecuadas a tiempo.
Existen diferentes motivos por los que podemos presentar grietas en los talones, que van desde estar mucho tiempo de pie o estar constantemente con los pies en espacios húmedos.
No te preocupes porque esta condición se puede revertir con diferentes remedios. En los supermercados y tiendas especializadas en productos de belleza encontrarás distintas alternativas.
Sin embargo, nosotros te traemos algunas totalmente naturales y fáciles de preparar.
Elige la de tu preferencia, ya que con cualquiera obtendrás los resultados que deseas.

1. Baño de pies con piedra pómezPiedra pómez

Sin duda es el tratamiento más conocido, por ello comenzamos con él. Para aquellas personas que nunca han realizado esto, aquí les exponemos todo lo que les va a hacer falta.

Qué necesitas

  •     Piedra pómez
  •     Envase para remojar los pies
  •     Agua tibia o caliente (al gusto)
  •     Crema humectante o aceite de almendras

Procedimiento

  • Es recomendable realizar este baño una hora antes de dormir o cuando vayas a descansar por varias horas.
  • Calienta el agua y viértela en el envase.
  • Espera a que se enfríe un poco, lo suficiente para que no te queme, y sumerge los pies.
  • Remoja los pies por unos 20 minutos.
  • Retira los pies del agua y usa la piedra pómez para frotar el talón, con cuidado en las zonas con grietas.
Se recomienda hacerlo con cierta presión para que tenga más efecto. Al cabo de unos minutos sentirás como tus talones están más suaves.
  • Sumerge nuevamente los pies en el agua para retirar los trozos de piel muerta y sécalos con suavidad.
  • Unta la crema humectante a tus pies y déjala actuar durante la noche. Luego de aplicar la crema o el aceite puedes usar calcetas.

2. Exfoliante natural con avena

Este exfoliante no solo ayuda a eliminar talones agrietados, sino que también y mejora la apariencia de los pies sin riesgo, pues sus ingredientes son muy suaves.
Es ideal para personas con piel muy delicada.

Ingredientes

  • ½ taza de avena en polvo (30 g)
  • ¾ taza de aceite de jojoba (150 g)

Preparación

  • En un recipiente adecuado, vierte la avena con un poco de aceite de jojoba y mezcla hasta que se forme una pasta.
  • Unta la pasta en tus pies y masajea suavemente por unos minutos.
  • Deja reposar la pasta unos 10 minutos y, finalmente, retira con agua tibia.
  • La pasta sobrante la puedes guardar en un frasco de plástico o de vidrio para usarla cada vez que lo necesites.

3. Eliminar talones agrietados con limón y glicerinaDesodorante de limón

Este tratamiento para eliminar talones agrietados se basa principalmente en rehidratar el talón con la glicerina. El trabajo del limón será eliminar las células muertas gracias a sus cítricos.

Ingredientes

  • Agua caliente
  • Sal gruesa
  • ½ vaso de agua de rosas (100 ml)
  • ¼ taza de jugo de limón (62 ml)         
  • ½ vaso de glicerina (100 ml)

Utensilios

  • Piedra pómez
  • Calcetines
  • Recipiente para sumergir los pies
  • Recipiente pequeño

Elaboración

  • Calienta el agua y viertela en el recipiente grande.
  • Añade la sal gruesa, el jugo de limón y la glicerina.
  • Mezcla un poco los ingredientes para que se disuelvan e introduce los pies en la mezcla por 15 minutos.
  • PAsado el tiempo indicado, saca los pies y usa la piedra pómez para quitar la piel reseca.
  • En el recipiente pequeño realiza la misma mezcla de los ingredientes, pero sin el agua caliente, y añade en su lugar el agua de rosas.
  • Mezcla hasta formar una pasta y aplícala en las zonas que continúan duras en los talones.
  • Cuando hayas finalizado, cubre los pies con los calcetines, y deja actuar la mezcla toda la noche.
  • A la mañana siguiente enjuaga los pies y repite el proceso por 5 días.

4. Crema de plátano y aguacate

Existen técnicas para eliminar los talones agrietados que no hace falta dejar durante la noche.
Sabemos que, aunque el resultado pueda ser muy bueno, a muchas personas no les gusta la sensación de tener una crema en los pies toda la noche. Para este remedio bastará con 40 minutos.

Ingredientes

  • 1 o 2 plátanos
  • ½ aguacate mediano

Preparación

  • Combina los ingredientes hasta formar una crema uniforme.
  • Aplica sobre los pies y talones.
  • Deja reposar durante 30 a 40 minutos y retira la crema con abundante agua.

5. Crema de papaya restauradoraPapaya

Esta crema no solo sirve para eliminar talones agrietados sino que, además, se puede usar cuando la piel está expuesta, ya que la papaya ayuda a restaurar tejidos y es un exfoliante natural.

Ingredientes

  •     Papaya            

Aplicación

  • Aplasta la papaya hasta formar un puré.
  • Aplícalo en las zonas afectadas y retira al cabo de 30 o 40 minutos.

6. Tratamiento nocturno con aceites

Puedes usar cualquier tipo de aceite para este tratamiento siempre que sea de origen vegetal. En este caso usaremos aceite de coco y aceite de almendras.

Ingredientes

  • 6 ½ cucharadas de aceite de coco (100 g)
  • ½ taza de aceite de almendras (100 g)
  • Calcetines

Aplicación

  • Mezcla ambos aceites y aplica en todo el pie asegurándote de que lo cubres por completo.
  • Da un suave masaje durante unos 7 minutos para relajar tus pies y asegurarte de que las propiedades de los aceites sean aprovechadas.
  • Cubre los pies con unos calcetines y déjalos durante toda la noche.
A la mañana siguiente, enjuaga bien los pues y repite el proceso por 6 días o hasta que sientas el talón más suave y sin grietas.

7 consejos para desmaquillarse de forma correcta en cuestión de segundos.

Aunque pueda darnos pereza, la tarea de desmaquillarse por las noches es fundamental para evitar problemas cutáneos y que la piel pueda respirar y regenerarse durante el período de descanso

Uno de los rituales elementales en toda rutina de belleza es desmaquillarse cada noche antes de ir a descansar.
La mayoría de mujeres utilizan cosméticos y maquillaje para destacar los atractivos de su rostro pero, al momento de eliminarlos, suelen sentir pereza.
Las jornadas intensas en el trabajo o el llegar demasiado cansadas después de una cita o fiesta suelen ser las excusas más comunes para saltarse este paso tan importante.

Este descuido que parece tan inofensivo acarrea varias consecuencias en la salud de la piel que se ven reflejadas con el paso de los días.
La obstrucción de los poros, la aparición de manchas y la pérdida de luminosidad son algunos de los efectos inmediatos de no retirar el maquillaje.
Además, a largo plazo, influye en el deterioro cutáneo y la aparición de signos prematuros de la edad.
Por fortuna existen sencillos pasos para realizar esta tarea en cuestión de segundos y sin tener que invertir en costosas cremas limpiadoras.
A continuación queremos darte 7 buenos consejos para que no dudes en aplicarlos cada noche.
¡Toma nota!

1. Enjuaga con agua fría y jabón neutro

Enjuaga con agua fría y jabón neutro
Un lavado rápido con agua fría y jabón neutro es clave para eliminar todas las impurezas que se adhieren en la piel tras cumplir la jornada.
Evita el uso de agua caliente, porque esta tiende a alterar la producción natural de aceites y puede causar sequedad.

2. Usa toallitas desmaquillantes

Las toallitas desmaquillantes son una buena alternativa para aquellas que tienen la piel sensible o con tendencia grasosa.
Estas retiran los restos de cosméticos y el exceso de sebo que se va quedando acumulado en los poros.
Para pieles mixtas o con sequedad se pueden preparar unas toallitas caseras.

Materiales

  • Almohadillas de algodón (al gusto)
  • 1 cucharada de jabón líquido (10 ml)
  • 1 taza de agua purificada (250 ml)
  • 1 bote de vidrio

¿Cómo hacerlas?

  • Combina una cucharada de jabón líquido con el agua y vierte la mezcla en el bote de vidrio.
  • Introduce las almohadillas de algodón, asegúrate de humedecerlas bien y úsalas para quitar el maquillaje.

3. Vaselina para los ojos

Vaselina para los ojos
El rímel y lápiz de ojos suelen ser productos de larga duración que no se eliminan con facilidad con el enjuague.
Para quitarlos en segundos, unta tu dedo índice con un poco de vaselina y frótalo en ambos ojos, con cuidado de no introducirla en la parte interior. Retira los excesos con un paño suave.
Este producto no solo quitará los cosméticos sino que le proporcionará humedad natural a las pestañas y potenciará su crecimiento.

4. Aceite de almendras

El aceite de almendras es una fuente natural de vitamina E y ácidos grasos esenciales que le proporcionan una serie de beneficios a la piel.
Muchas mujeres lo han convertido en su removedor de maquillaje habitual, ya que su textura oleosa facilita la eliminación de los productos sin causar agresiones o irritación a la piel.
Su ventaja sobre otros tipos de aceites es que no le causa obstrucción a los poros ni altera la función de las glándulas sebáceas.
Basta con aplicar unas cuantas gotas sobre las áreas que deseemos desmaquillar y removerlo con un paño suave.

5. Desmaquilla los labios

Desmaquilla los labios
Aunque ya no se note el labial o bálsamo, es importante limpiar los labios al momento de desmaquillar.
Si bien una parte importante del producto se ha caído a lo largo de la jornada, por lo general, quedan rastros que no son tan visibles.
Pon un poco de aceite o crema limpiadora en un algodón y frótalo con cuidado desde la comisura hasta el interior.

6. Utiliza aceite de coco

El aceite de coco se considera un producto multiusos en lo que tiene que ver con el cuidado facial ya que, además de remover los cosméticos, tiene la virtud de hidratar y proteger frente a las arrugas.
Este puede aplicarse sobre la zona de los ojos y las partes más secas del rostro. Frótalo con suaves masajes y asegúrate de que absorba bien.
Antes de que se seque por completo, limpia las impurezas con un paño de algodón.

7. Usa tónico hidratante

Usa tónico hidratante
Tras retirar los cosméticos del rostro es conveniente usar un tónico facial hidratante para sellar los poros y refrescar la piel.
Este producto prepara el rostro para el descanso y disminuye el riesgo de granos de acné y puntos negros.
¿Te gustaron estos consejos? Como acabas de notar, desmaquillarse no tiene por qué ser una tarea tediosa y larga.
Dedícale unos cuantos minutos cada noche y nota los beneficios en tu piel.

17/2/17

3 alternativas para combatir la grasa de tu cuerpo.

Lo ideal para conseguir eliminar la grasa localizada es combinar una dieta equilibrada con una rutina específica de ejercicios, así como con la práctica habitual de algún deporte acorde a nuestras capacidades
3 alternativas para combatir la grasa de tu cuerpo
La grasa es considerada un problema cuando se deposita de forma excesiva en el cuerpo.
Esta afecta la imagen de la persona y, a su vez, funciona como un detonante de diversos padecimientos peligrosos para el organismo.
En ese orden de ideas, la acumulación de grasa no solo es un problema estético, sino médico; por lo tanto, lo más recomendado es combatirla, a tal punto de eliminarla por completo.

Las reservas adiposas del cuerpo pueden albergarse en cualquier región; no obstante, existen algunas con mayor probabilidad; un ejemplo claro es el abdomen y los muslos.
Estas zonas suelen convertirse en algo problemático, especialmente para las mujeres y hombres vanidosos.
Sin embargo, como ya hemos comentado, la cuestión de la grasa acumulada no es solo algo estético.
Con base en lo anterior, la necesidad se centra en la eliminación esta sustancia poco saludable; por lo tanto, surgen diferentes alternativas para combatirla.
A continuación te exponemos algunas de ellas.

1. Remedios naturales para combatir la grasa

Remedios naturales para combatir la grasa
Una de las alternativas más empleadas para combatir la acumulación de grasa en el cuerpo son los remedios naturales.
La gran ventaja de estos son su facilidad en cuanto a preparación y consumo. Además, aportan grandes beneficios.

Té verde

Las propiedades del té verde son asombrosas con respecto a la pérdida de peso corporal gracias a uno de sus principales componentes, la cafeína.
Esta se encarga de aumentar el consumo calórico y, a su vez, oxida toda la grasa acumulada en el organismo, especialmente en el abdomen.
Se recomienda beber una taza de té verde al menos tres veces a la semana y en horas de la mañana, antes de consumir cualquier otro alimento.

Canela con miel

  • La canela es un gran ingrediente si de perder peso se trata. Este ingrediente favorece la regulación de azúcar en la sangre y mejora los picos de insulina.
  • Por otra parte, la miel se hace beneficiosa para disminuir la grasa corporal. Puede sonar contradictorio por su nivel calórico; sin embargo, su sabor extremadamente dulce hace que consumamos menos.
Incluso, se absorbe más lento, por ello se recomienda en deportistas.
Para aprovecharlas juntas se recomienda mezclar una cucharada de cada ingrediente en un vaso de agua hirviendo y consumirlo en ayunas.

Tomate

Los beneficios del tomate frente a la pérdida de peso se basa en sus propiedades antioxidantes, encargadas de depurar el organismo. Este ingrediente no solo contribuye en la eliminación de líquidos, sino también de grasas.
Además, este alimento le brinda al organismo altos contenidos de fitonutrientes y agua, muy adecuados para quemar grasa.

2. Hacer ejercicios específicos

Hacer ejercicios específicos
Los remedios caseros o alimentos naturales son una gran alternativa para reducir la cantidad de grasa presente en el organismo, sin embargo, no es suficiente si no cuenta con el apoyo necesario.
Este se resume a la práctica de ciertos ejercicios específicos, que enfocaremos en las zonas donde más se aglomera la grasa (abdomen, muslos, glúteos y piernas).

Piernas y glúteos

  • Comenzaremos con unos minutos de activación muscular. Empezaremos caminando e iremos aumentando el ritmo de manera progresiva hasta llegar a la marcha o trote leve.
  • A continuación, debemos correr al máximo de velocidad por lo menos durante 40 segundos; después, regresaremos al trote. Las carreras deben realizarse de a cinco cada una.
  • Trotaremos a un ritmo más elevado que el leve, y mantendremos una carrera constante por lo menos durante 20 minutos.
  • Para regresar a la calma caminaremos 1 minuto.

Abdomen

Elaboraremos un plan de abdominales acorde a nuestras capacidades y necesidades. Para esto se recomienda visitar al médico de confianza o a un preparador físico.
  • Debemos realizar, como mínimo, 5 series de 20 abdominales cada una.

3. Apoyarse en un deporte

Cuáles son los deportes
La actividad física contribuye de manera positiva en la lucha contra la grasa acumulada en el organismo. Además, favorece el bienestar físico y psicológico de cada persona.
Esta puede realizarse de muchas maneras, sin embargo, lo más recomendado para mezclar la salud, la diversión, el entretenimiento y las capacidades físicas, es el deporte.
Existe una gran variedad de actividades deportivas que favorecen la disminución de grasa, especialmente las de componente aeróbico.
Las disciplinas más acorde al objetivo principal del artículo son las siguientes:
  • Natación.
  • Ciclismo.
  • Atletismo.
  • Fútbol.
  • Danza.
Cabe recordar a quienes desean hacerlo que no es necesario ir al extremo del profesionalismo: lo ideal es llevar un ritmo relativo a las capacidades de cada uno.

13/2/17

¿Cómo combatir el cáncer de matriz?

Es importante que fortalezcamos nuestras células para hacer frente al cáncer de matriz. Debemos eliminar todos aquellos alimentos que nos intoxican, como los aditivos artificiales o las harinas refinadas.
Un tumor es un proceso biológico de defensa (como un “cubo de basura”) porque los mecanismos de expulsión no funcionan bien o están saturados. Pueden influir cuestiones como la alimentación, la contaminación, cuestiones emocionales, etc. En el cáncer de matriz las células cancerosas se encuentran en los tejidos del cuello uterino y el útero.
El tratamiento natural, paralelo al tratamiento médico, consistirá en eliminar toxinas y ayudar a los órganos eliminadores (hígado, riñones, intestinos), además de alcalinizar y oxigenar el organismo, ya que el tumor sólo vive en un terreno ácido.

Los tóxicos

El primer paso consiste en eliminar toxinas y patógenos (virus, parásitos, hongos, bacterias malas), ya que todo ello ensucia e intoxica nuestro cuerpo.
Este paso no es sencillo, ya que hay algunos patógenos que podemos tener desde hace mucho tiempo, se alimentan de toxinas, y son muy resistentes.
Es muy importante, antes de empezar, eliminar de nuestra dieta todo aquello que pueda intoxicarlo todavía más:
  • Aditivos artificiales (colorantes, conservantes)
  • Sacarina
  • Azúcar blanco
  • Glutamato monosódico (saborizador presente en sopas en polvo, comida asiática, precocinados, etc)
  • Grasas trans (margarina, bollería industrial, etc.)
azucar Uwe Hermann
Hay algunos alimentos y suplementos que, si los tomamos diariamente nos ayudarán muchísimo:
  • Semillas de calabaza (eliminadoras de parásitos).
  • Ajo (recomendamos realizar la Cura tibetana del ajo)
  • Extracto de semilla de pomelo
  • Alga Chlorella
Según el caso también podríamos tomar algún suplemento específico de herbolario.

La flora intestinal

Una vez realizada la limpieza, para ayudar a repoblar la flora intestinal en caso de haber sido dañada y también para elevar nuestras defensas podemos tomar flora intestinal, que conseguiremos en cualquier herbolario o dietética. Esto nos permitirá combatir mejor a cualquier patógeno.

Órganos eliminadores

Nuestro cuerpo tiende a limpiarse de manera natural y a eliminar todo aquello que no necesita o le daña, pero no siempre es posible dada la toxicidad de algunas sustancias o bien a un exceso de ellas. Podemos ayudarle a realizar sus funciones, además de vigilando de no introducir más toxinas, como hemos comentado en el primer punto, con el uso de algunas plantas medicinales. Las tomaremos en forma de infusiones (tres al día) o bien en extractos, consultando previamente con nuestro médico.
  • Para el hígado: cardo mariano, boldo, diente de león
  • Para el intestino: semillas de lino
  • Para los riñones: bardana, diente de león, cola de caballo.
Los pulmones requieren de aire limpio, ejercicio y una buena respiración para regenerarse.
lino digiyesica

Cataplasmas de arcilla

Para eliminar directamente toxinas de la zona del útero y de todo el vientre en general recomendamos realizar cataplasmas de arcilla y dejarlos durante toda la noche.
Para prepararlos mezclaremos arcilla con agua hasta que quede una pasta untuosa. La aplicaremos en la zona del vientre y lo cubriremos con un par de telas.
Por la mañana la arcilla se habrá secado, habrá extraído toxinas y humedad del vientre. Nos la quitaremos con agua tibia y podemos aplicarnos un poco de aceite de almendras para que no se reseque la piel.
Este cataplasma puede hacerlo cualquier persona, ya que es una manera excelente de mantener la salud y prevenir enfermedades, además de ayudar a un buen funcionamiento del intestino.

Nutrición

Además de estos remedios es importante nutrir a nuestras células para combatir el cáncer de matriz. A continuación proponemos algunos alimentos muy beneficiosos:
  • Naranja: si conseguimos naranjas orgánicas podemos usar su piel y rallarla en ensaladas, cremas, postres, etc.
  • Limón: podemos aliñar las comidas con un chorrito de jugo de limón
  • Pomelo
  • Col: la podemos rallar o picar y dejarla macerar unas horas con aceite, vinagre de manzana y sal marina
  • Brécol
  • Cúrcuma: añadir una cucharadita a los guisos, sopas, cremas, postres.
  • Mijo: este cereal es altamente alcalinizante y muy digestivo
  • Ajo crudo
  • Shiitake y reishi
  • Kuzu (regulador intestinal)

Suplementos

Además existen algunos suplementos naturales muy adecuados para combatir el cáncer de matriz:
  • Kalanchoe Daigremontiana, una planta también conocida como aranto o aulaga
  • Vitamina C
  • Enzimas proteolíticas: ayudan a que el cáncer no se extienda
  • Preparados de serpiente cascabel
  • Propóleo
  • Resveratrol
kalanchoe napy84

Alimentos a eliminar

Tan importante como consumir alimentos anticancerígenos es evitar todos aquellos que lo pueden empeorar. Estos son los siguientes:
  • Azúcares
  • Harinas refinadas (pan blanco, pasta blanca, arroz blanco)
  • Sal de mesa (mejor sal marina o del Himalaya)
  • Carne roja
  • Lácteos
  • Cacahuetes
 Imágenes por cortesía de Uwe Hermann, napy84 y digiyesica

8 síntomas que te dicen que tu vagina no está saludable

Si presentamos cualquier problema o alteración en la vagina es de vital importancia que acudamos al especialista para someternos a un reconocimiento y así evitar complicaciones mayores
La vagina y la vulva son órganos extremadamente delicados que, al estar en contacto con varios tipos de bacterias, corren el riesgo de contraer infecciones.
Si bien están protegidas por una flora microbiana que combate los agentes dañinos, en ocasiones se presentan algunas alteraciones que facilitan su desarrollo.
Esto, sumado a su ambiente cálido y húmedo, provoca alteraciones en el pH natural que dan lugar al crecimiento excesivo de algunos tipos de levaduras y gérmenes.

Como consecuencia se generan algunas reacciones negativas que, aunque suelen curarse con facilidad, resultan incómodas y pueden afectar el ámbito sexual.
Considerando que algunas no saben reconocerlo, a continuación queremos compartir en detalle los 8 síntomas principales.
¡Descúbrelos!

1. Sequedad vaginal

Sequedad vaginal
La irritación o sequedad vaginal es un síntoma que se puede presentar cuando hay algún tipo de desbalance hormonal, en especial si compromete los estrógenos y la progesterona.
Hace parte de los cambios que sufre la mujer durante la menopausia, aunque también puede darse en etapas más tempranas debido al consumo de anticonceptivos o alguna enfermedad.
Quienes lo padecen suelen ser más susceptibles a las infecciones, dado que la flora de la vagina está alterada y no cuenta con suficientes bacterias saludables para combatir los microorganismos.
Además, afecta de forma directa la vida sexual, ya que las paredes vaginales se irritan y presentan dolor durante el coito.

2. Malos olores

La vagina tiene un olor característico que no representa ningún problema de salud o alteración.
No obstante, cuando este es demasiado fuerte o presenta una similitud con el olor a pescado, es probable que se esté desarrollando algún tipo de infección bacteriana o por levaduras.
La vaginosis bacteriana, causada por la sobreproducción de bacterias, es la causa más común de este incómodo síntoma.
La aplicación de tratamientos de uso tópico, el consumo de probióticos y algunos antibióticos pueden facilitar su control.
En cualquier caso, lo mejor es solicitar ayuda médica para descartar problemas de mayor cuidado.

3. Picor y sensación de ardor

pH-vaginal
Las alteraciones en el pH de la vagina suelen provocar una molesta sensación de picor y ardor que puede resultar desesperante.
Los ácidos alterados y el crecimiento excesivo de las bacterias hacen que se genere esta incómoda reacción, incluso por días seguidos.

4. Alteraciones en el flujo vaginal

Cuando es saludable, el flujo vaginal de una mujer suele ser transparente, con una textura un poco espesa y un olor casi imperceptible.
Presentar una coloración amarilla, marrón o verdosa en el mismo indica de forma contundente que se está presentando algún tipo de infección.
La mayor parte de los casos tienen que ver con el crecimiento anormal de las levaduras, aunque también es habitual por las bacterias y algunas enfermedades de transmisión sexual.

5. Ardor al orinar

Dolor al orinar
El ardor al orinar es una señal común de las infecciones que tienen lugar en la vagina y el tracto urinario.
Sentir esta incomodidad durante la micción puede alertar el crecimiento excesivo de bacterias dañinas tanto en la vagina como en la vejiga.
Es habitual después de mantener relaciones sexuales, pero también puede originarse por malos hábitos de higiene, deficiencias nutricionales y alteraciones de la microbiota vaginal.

6. Ampollas dolorosas

La presencia de ampollas en la zona íntima no es muy habitual, pero puede llegar a producirse en caso de herpes.
Este síntoma requiere atención ginecológica inmediata, ya que se pueden presentar complicaciones graves.

7. Sangrados irregulares

Dolor y sangrados
Los sangrados irregulares suelen producirse por un desajuste hormonal y, la mayor parte de las veces, no se deben a algo grave.
De hecho, pueden ser el resultado de demasiado estrés o los cambios relacionados con el uso de anticonceptivos orales.
Pese a esto, es mejor analizarlos, en especial cuando son recurrentes, ya que también son uno de los síntomas del cáncer de cuello uterino.

8. Dolor durante el coito

La sensación de dolor e incomodidad al mantener relaciones sexuales puede tener su origen en una infección vaginal, lesiones en los músculos de la vagina o el crecimiento anormal de células en el cérvix.
Puede ser normal cuando no hay suficiente excitación y lubricación durante el acto sexual, pero cuando se vuelve recurrente debe ser analizado por un especialista.
¿Identificas alguna de estas molestias? Si es así, consulta al médico para determinar a qué se deben.
Mantener una buena higiene y practicar hábitos de vida saludables es determinante para evitar el desarrollo de infecciones y enfermedades.
¡No lo pases por alto!